Qué es y cómo evitar el jet lag?

Asistencia al viajero

Cotiza tu Assist Card

¿Cómo evitar el jet lag?

 

 silueta de personas en aeropuerto

 

Si estás a punto de realizar un viaje largo, probablemente quieras evitar el jet lag. Sabemos que el cansancio y la fatiga no son la mejor manera de empezar una experiencia única en un nuevo país, ¿quieres saber cómo esquivarlo? En Assist Card te compartimos todo lo que necesitas para un viaje cómodo y tranquilo.  

 

¿Qué es el jet lag?

 

Lo primero que debes saber es que el jet lag es normal y se produce por un desfase horario. Por el ritmo cardíaco, el cuerpo funciona a manera de un reloj interno que se guía por la rutina de donde vives. Cuando cambias de husos horarios en un corto tiempo, como al viajar, ocurre este trastorno. Se caracteriza por:

  • Dificultad para dormir o insomnio.
  • Somnolencia.
  • Agotamiento o cansancio.
  • Irritabilidad.
  • Falta de concentración.
  • Ausencia de apetito.
  • Problemas gastrointestinales.

 

Se estima que su duración es de 2 a 6 días, dependiendo de cuántos husos horarios se hayan cruzado. Además será necesario tener en cuenta qué tan lejos se haya viajado y que el desfase puede variar por factores como la edad de la persona.

 

¡Descuida! Tu cuerpo volverá a adaptarse a su ritmo.

 

Consejos para evitar el jet lag

 

Aunque el malestar de este desfase disminuye con el pasar de los días, sabemos que puede resultar incómodo. Para viajar de la mejor manera y reducir sus efectos, te sugerimos lo siguiente:

 

Antes del vuelo

 

  • Adiós al estrés. Si bien viajar es emocionante, tanto la planeación como la idea de estar en un país desconocido puede ser abrumadora. Los días previos a tu estancia esfuérzate en relajarte y dormir bien para que tu cuerpo se ajuste rápidamente al cambio.
  • Intenta adaptarte. Es momento de comenzar a ajustar tu rutina al del país del destino. Dependiendo del huso horario de la ciudad de destino, quizá necesites dormir más tarde o despertar más temprano.

 

Durante el vuelo

 

  • Concilia el sueño. Sobre todo cuando se trata de viajes largos, dormir es crucial para llegar al destino con más energía. Para lograrlo, escoge ropa y calzado cómodo que te permitan descansar.
  • Toma mucha agua. La cabina tiene características particulares de temperatura, humedad y presión, por lo cual tienes que hidratarte. Tomar agua con recurrencia disminuye síntomas como el dolor de cabeza o malestar general.
  • Ten momentos de movimiento. Siempre que sea posible, intenta caminar o estirarte de vez en cuando durante el vuelo. Esto ayudará a la circulación, a la relajación de tus músculos y a evitar la hinchazón o la sensación de entumecimiento.

 

Después del vuelo

 

  • Ajusta tu reloj interno. Dependiendo del cambio de horario, quizá quieras llegar a dormir por la mañana o pasar la noche despierto. Aunque parezca tentador, evítalo. En su lugar, intenta que tu cuerpo se adapte a la rutina local de la ciudad nueva.

 

¡Que nada detenga tus vacaciones! En Assist Card, tu salud es nuestra prioridad. Viaja cómodo, seguro y protegido con nuestros consejos. ¿Tienes más dudas? No olvides contactarnos o consultar tu asistencia al viajero en nuestro cotizador online.